Este informe está dedicado a exponer algunos de los problemas con los datos recogidos y publicados por el Estado mexicano en materia de feminicidios, con el fin de informar a la Relatora Especial de Naciones Unidas, Sra. Dubravka Šimonović,  sobre las políticas de datos en materia de feminicidios.

En nuestra opinión, existen cuatro tipos de problemas con los datos del Estado sobre feminicidios:

1) No incluyen variables clave que ayuden a determinar la prevalencia de los feminicidios

2) No dan cuenta de cómo afectan a las mujeres de manera diferente, teniendo en cuenta la raza, la discapacidad, la orientación sexual, la identidad de género y otros factores similares

3) Los registros de homicidios y feminicidios rara vez pueden contrastarse adecuadamente con los datos sobre otras formas de violencia, lo que impide un análisis adecuado de la interconexión de estas violencias

4) Las autoridades no registran, o no registran adecuadamente la información clave, a pesar de tener la obligación de hacerlo.

Los datos del Estado, en otras palabras, fallan tanto sobre el papel como en la práctica.
Independientemente de cómo se registren los asesinatos de mujeres, la información existente indica que las mujeres en México están siendo asesinadas a una de las tasas más altas de las últimas cuatro décadas. El fracaso de los datos del Estado que destacamos en este informe supone un obstáculo para entender, prevenir y reparar la violencia letal contra las mujeres de manera oportuna.

 

Descarga el informe aquí